Mi vecina me paso este truco genial, mi ropa nunca fue tan blanca y fresca después de ser lavada

La ropa blanca pierde su color con el paso del tiempo y comienza a verse un poco amarilla. Afortunadamente, en cuestión de minutos, hay muchos blanqueadores que dejan nuestra ropa blanca.

Pero el inconveniente de este tipo de lejías es que la ropa está desgastada y, por lo tanto, puede desaparecer en poco tiempo.

Afortunadamente, hay otros tipos de alternativas que te ayudarán a dejar tu ropa blanca y algunas de ellas te lo diremos. ¡Presta mucha atención!

Pruebe a dejar la ropa muy blanca y fresca

1. Bicarbonato de sodio: agregue a 4 litros de agua una taza de bicarbonato de sodio y empape la ropa durante unos minutos. Luego notarás que la ropa está empezando a recuperar su color natural.

2. Aspirina: después de quejarme de que no pude restaurar el color blanco de mi ropa y finalmente deshacerme de las manchas, mi vecino me recomendó el siguiente truco: agregar 6 aspirinas trituradas a un recipiente de agua y agregar seis aspirinas trituradas.
Luego, durante 30 minutos, remoje la ropa en la mezcla y lávela con el detergente que usa habitualmente. Esto limpiará todas las manchas y hará que su ropa regrese a la perla blanca.
3. Vinagre y limón: el quitamanchas más poderoso que jamás usarás es la combinación de vinagre y jugo de limón. Lava tu ropa con esto, y nunca más verás esos puntos feos. Seguro que te encantará el olor a cítricos en tu ropa.

Prueba estos trucos y te aseguro que de ahora en adelante usarás la ropa blanca que tanto te gusta. Personalmente, me encanta el blanco y mantengo mi ropa como nueva con estos trucos.

No dejes de usar estos trucos ahora que sabes cómo dejar tu ropa blanca. ¡Comparte esta publicación contigo!

Be the first to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*