Esta persona empezó a bañarse con sales de Epson. Mira lo que le pasó luego ¿Por qué no se me ocurrió antes?

Si acaso crees que conoces todos los productos que la madre naturaleza tiene a nuestro alcance y crees que no hay nada nuevo por conocer, presta atención pues estas a punto de conocer un producto que es prácticamente ignorado pero que promete grandes beneficios para la salud.

Las sales de Epson ciertamente no son sales. Es más bien una combinación de magnesio y azufre.

El magnesio ayuda a reducir la inflamación, fortalece y relaja los músculos. Por otra parte evita la solidificación de la sangre en las venas (lo que produce los infartos) y es un poderoso cicatrizante natural.

El azufre ayuda a que el organismo absorba los nutrientes necesarios, elimina las toxinas del organismo, combate las migrañas.

Pero ¿Cuáles son los beneficios específicos de la sales de Epson?

Por empezar te contaré que las sales de Epson pueden ayudarnos a enfrentar accidentes domésticos. Por ejemplo, si te has pinchado con una astilla y esta se ha quedado incrustada en tu piel, moja la zona con sales de Epson y agua y en poco tiempo notarás que la astilla sale a la superficie.

Sin embargo este no es el único beneficio que prometen estas sales ya que también son buenas para prevenir enfermedades de la piel (y cicatrizar la misma), relajar el sistema nervioso central por lo que se recomienda un baño de inmersión de estas sales con agua caliente durante las noches antes de acostarse, aliviar dolores musculares y posturales.

¿Cómo utilizar las sales de Epson para recibir todos estos beneficios?

  1. Coloca entre 2 y 4 tazas de sales dentro de una tina de agua caliente.
  2. Sumérgete y relájate durante 30 o 40 minutos.
  3. También puedes utilizar estas sales sólo en los pies o bien aplicando compresas de agua con sal de Epson en una zona puntual del cuerpo. Por ejemplo, cuando te duele la cintura o la espalda.

Comparte esta información para que más personas se puedan beneficiar de este gran hallazgo.